Visitas♥

Idiomas:)

English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

Gadget creado por www.Vivirsencillamente.com

Etiquetas

sábado, 26 de mayo de 2012

La ley Innata.

"Existe, de hecho, jueces, una ley no escrita, sino innata, la cual no hemos aprendido, heredado, leído, sino que de la misma naturaleza la hemos agarrado, exprimido, apurado, ley para la que no hemos sido educados, sino hechos; y en la que no hemos sido instruidos, sino empapados". Cicero



sábado, 19 de mayo de 2012

Y yo sigo aqui, olvidandome de ti un par de veces al día.


Cada suspiro, cada pensamiento, cada lágrima, cada llanto, cada sonrisa, cada alegría, cada lamento...
Todos te los debo a ti, gracias por todo o más bien gracias por nada.
Conseguiste hacerme la chica más feliz y ahora, la más desdichada, no te debo nada, o, quizá, te lo deba todo, no estoy segura.
Quizá te quiera volver a ver pero lo dudo bastante, prefiero no tener que encontrarte.
Si, de los errores se aprende pero a mi me enseñaron a no equivocarme y es más difícil de lo que parece.

sábado, 12 de mayo de 2012

Todo el mundo.

Todos tenemos días malos. Por que sí, por nada o por todo. Te das cuenta cuando el que se levanta así un día no es otro, eres tú. Y sólo pides no pagarla con otros. ¿Pero qué pasa? Que lo haces. Y todo el mundo hace daño algún día. Y puede que ni siquiera se de cuenta. No recuerdes de alguien esos días. Y si no te queda otra   que recordar porque no puedes olvidarle, recuerda lo bueno. O recuerda cuando tú tienes uno de esos días en los que sin justificarlo, lo pagabas con todos.


martes, 8 de mayo de 2012

Como una vela.

Me consumo como una vela, no quiero a nadie a mi alrededor que le salpique esta puta mierda que algunos todavía llaman amor.
Te busco en cada amanecer y sólo encuentro pena, la que llevo por dentro, me habla de tu vida, la que te siente todavía aquí mi cuerpo envenena.
No he vuelto a saber de ti, y es que el noventa por ciento de mi, se fue con tu cuerpo.
Mi corazón se agota como el tacón de tu bota.
Recuerdo bien nuestra última cita por que no fuimos ni tú ni yo, yo tenía miedo a que tú no fueras y tú por miedo a que fuera yo.

Sólo una sonrisa.

Una sonrisa significa mucho. Enriquece a quién la recibe; sin empobrecer a quién la ofrece, Dura un segundo, pero a veces, su recuerdo, no se borra.